Como nunca he tenido máquina de fotos, confieso que casi ninguna de las fotos de este blog es mía, todas las he sacado de la güé.



sábado, 28 de noviembre de 2015

Pedro J. Bosch, La extraña desaparición de Paco Lázaro

Bosch, Pedro J., La extraña desaparición de Paco Lázaro (Menorca: 2015)
Leemos a toda prisa esta novela, de un médico y novelista mahonés cuyo padre, si no yerro, jugaba con el mío a fútbol de niño en la Miranda.. Y la leemos a toda prisa para comentarla el 23 de noviembre con el mismo autor y el grupo de lectura de la Biblioteca Municipal de Mahón. Y anotamos:
  • Los personajes: diremos algo así como que se van presentando personajes continuamente y se nos ha hecho algo difícil ir asimilándolos y entender la relación entre ellos:
  1. El protagonista, Jorge Lázaro, es llevado a la Medicina cuando en realidad él siempre había querido ser cantautor (8). Es hermano del desaparecido Paco del título.
  2. Su mujer, Maruja Gomila entra en escena con un vodka con naranja (11); en seguida se dirá de ella que tiene un escarceo: con José, el fotógrafo gaditano (12); y luego aparece con derivaciones lesbianas en su adolescencia -expresadas como tren [...] mucho más escabroso (13)- y en su etapa universitaria admirando a aquella Olga de curvas prodigiosas sobre la que se preguntaba bajo los efectos del vodka si no le hubiera gustado acariciarla en alguna ocasión (13).
  3. Pablo y María, hijos de los anteriores. María es periodista y, en la última parte de la novela, entrará en relación con otro periodista, Yoël Canut (sin que entendamos la función de la diéresis fuera del francés), para acabar de resolver la intriga.
  4. Laura, hermana de Maruja, y Ramón, del que está divorciada.
  5. Julio y María, hermanos de Jorge que mantienen una relación incestuosa.
  6. Catalina, anciana madre de Jorge, Paco y viuda de que había tenido un romance con Lorena Anasagasti. Se la caracteriza como beata: se refugiaba cada vez más en su grupo de adoración nocturna, las conferencias de san Vicente de Paúl y sus interminables rosarios y novenas (33).
  7. Antonia Ponsetí, criada de la anterior. Es por eso que está al tanto de los entresijos de la familia y, a medida que avance la acción, irá adquiriendo un papel más y más protagonista.
  8. Las queridas de unos y otros: Lorena Anasagasti, Fiorella Catanzaro, Iris Purdach...
  9. Por una cuestión de economía narrativa no entendemos la presencia de dos personajes, Luz, de profesión viuda y hermana de Maruja con su amado David (66) ya fallecido. No vuelven a aparecer en toda la novela: por ello son innecesarios y sólo vienen a complicar el entramado de personajes donde a cada uno se le atribuyen hermanos, cuñados, relaciones adúlteras.
  • La intriga se resuelve en dos tiempos: una primera parte inmediatamente posterior a la desaparición de Paco Lázaro; y una segunda, tras un lapso de diez años, en la que se da otra versión diferente. A su vez, las relaciones interpersonales han variado y se llegará, en este tema, a un final armónico aunque forzado: María, liberada por fin de su relación incestuosa por la muerte de su hermano Julio, se estabiliza al irse a vivir con uno de los policías que investigaban el caso. Maruja se encuentra casualmente paseando por Hyde Park (253) en Londres (¡) con la ya citada compañera de colegio Olga, su marido Jorge las encuentra encamadas y ello las precipita para irse a vivir juntas; se da así cierta justificación para que Jorge asiente su relación con Iris Purdach, que había reiniciado el primer día de su llegada a Menorca: con ello la novela queda más o menos trabada y más aún porque, al final, ambos están en un locus amoenus, en uno de esos lagos del norte italiano.
  • Alguna aparente contradicción: aunque habla de la tentación de comprar algún periódico español (5) en Londres por parte del protagonista, no parece lógico lo siguiente tras volar de Londres a Menorca: Mientras esperaba la autorización para dejar el avión hojeó Es Diari, el periódico de la isla (10). Por supuesto, un avión puede salir de Menorca hacia Londres a primera hora de la mañana con los periódicos del día y volver a Menorca ofreciéndolos a los pasajeros, pero es difícil porque, mirando el tiempo, ese avión ha llegado muy pronto porque más adelante parece ser media mañana de ese mismo día: que vayamos esta tarde, después de comer (25).
  • Comparaciones exóticas y extraídas de los más diversos campos: maremoto de sentimientos que amenazaba con arrastrarlo, cual enloquecida bola de billar, hacia una tronera desconocida (5); una mujer como suculenta pieza de emmental (6); los avatares familiares son como esas hemorroides (12).
  • Citas de autores y textos a gogó: , Yeats, Chesterton y Dylan Thomas (17), la Biblia (23), Kavafis (26).

No hay comentarios:

Publicar un comentario