Como nunca he tenido máquina de fotos, confieso que casi ninguna de las fotos de este blog es mía, todas las he sacado de la güé.



miércoles, 22 de mayo de 2013

Georges Moustaki et sa gueule de méthèque

Pues sí, ayer 23 de mayo murió Moustaki.
Brel, Brassens, Moustaki...: ¡qué fue de tanto galán!
Moustaki era mediterráneo. No sé si egipcio o francés o judío o griego. Pero sólo morir en Niza ya le daría más categoría de mediterráneo que la de Serrat con aquello de Algeciras a Estambul. Por supuesto Moustaki la tenía ya por haber nacido en Alejandría, en la Alejandría primigenia, la que conquistó César, la de la biblioteca quemada y la que fue capaz de aguantar incluso una película de Amenábar que, en pleno siglo XXI, pretendía insistir en el viejo prejuicio de que hay mujeres inteligentes. Y ahí queda para siempre Moustaki, mediterráneo y, a la vez, méthèque.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario