Como nunca he tenido máquina de fotos, confieso que casi ninguna de las fotos de este blog es mía, todas las he sacado de la güé.



domingo, 16 de octubre de 2011

Vindicación de Patricia Conde

Patricia Conde
De hecho esta entrada es puramente circunstancial y no tiene otro objeto que contestar un comentario que Anónimo hizo el 23 de setiembre en una entrada mía en la que yo ponderaba más que positivamente -no puede ser de otra manera- a Patricia Conde. En concreto, como se ve aquí Anónimo decía literalmente: pues la conde esta muy plana de delantera para mi gusto.
Vale, de acuerdo: cada uno tiene sus gustos y eso puede abarcar el tamaño de los pechos. Ahora bien, decir que la Conde está plana supone decantarse por un tamaño de pecho del tipo del de la conocidísima  estanquera de la película Amarcord (1973) de Federico Fellini:

Fotograma de Amarcord (Federico Fellini)
A lo mejor ésa es la teta ideal para Anónimo aunque a mí me trae a la memoria un conocido dicho: todo lo que la mano no cubre no es teta, es ubre.
Y volviendo a Patricia Conde, de la foto de arriba se sigue que no está plana ni de lejos. Bueno, vale, a lo mejor, como está boca abajo, es ese efecto provocado por la fuerza de la gravedad por el que una mujer parece tener más pecho cuando está encima que cuando está debajo. Pero por si acaso, aún tengo otra foto para mostrar si la niña tiene o no un tamaño más que decente:

Patricia Conde



No hay comentarios:

Publicar un comentario