Como nunca he tenido máquina de fotos, confieso que casi ninguna de las fotos de este blog es mía, todas las he sacado de la güé.



martes, 14 de junio de 2011

José Mazo (1/4/1940-11/6/2011)

Y con él se ha ido una manera de entender el dominó. Poca gente de aquí quería jugar con él de pareja. Decían que no le entendían. Yo sí, yo le entendía y ganábamos. Y a él le gustaba jugar conmigo porque -decía- me reía aun cuando perdiéramos. Pero muy pocas veces perdí jugando con él: porque leía su sistema de juego. Si nuestro palo largo era el tres y había un cuatro sobre la mesa se paraba dos segundos y mandaba el 4/2: yo sabía por qué, porque tenía el 4/3 pero le faltaba el 2/3. La jugada envolvente, envolver a los contrarios, obligarles el 2/3, hacerles entregar las fichas con las que al final dominábamos nosotros.
Me voy a poner la americana, la que lleva el toro de Osborne en el ojal y ofende a tantos, y bajaré al tanatorio. No creo que tenga valor de entrar a verle. Beso a la viuda y otra vez a la partida.

3 comentarios:

  1. Un saludo a José, allá donde esté. De corazón. Buena gente allá donde la haya. Le conocí cortamente, brevemente, pero tiempo suficiente para saber eso, que era buena gente, de la mejor : su mirada lo decía; eso del espejo del alma, pues que la suya era limpia.
    Y a ti, te acompaño en el sentimiento, que queda cursi pero es la verdad : estos sentimientos raros, cuando somos más los que los llevamos, son más livianos, duelen menos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Lo siento mucho Santiago, los amigos, cuando se van dejan un vacío muy grande,tanto que a veces nos parece volver a verlos en personas que se cruzan con nosotros y se les parecen. Tus partidas de dominó serán ahora diferentes, pero seguramente cada tarde le recordarás y ahora serás tú el que mandes el 4/2 a tu compañero para que sepa que no tienes el 2/3 y hay que obligarles a que lo saquen. Y así siempre estará contigo, con vosotros.

    Un abrazo de esos apretados.

    ResponderEliminar